El misterio de la Isla Decepción en la Antártida

La Antártida sigue siendo un territorio con muchos misterios. En el año 1965 durante los meses de verano de junio y julio ocurrieron hechos extraños que tuvieron varios testigos que estaban en bases de Reino Unido, Chile y Argentina.

¿Qué se vio en la Isla Decepción?

objetos voladores extraños en la Antártida

En la base naval argentina Decepción (ubicada en el sur de las Islas Shetland) en la isla del mismo nombre, era una noche clara, con un cielo estrellado brillante y pocas nubes. El 3 de julio de 1965, un grupo de 17 personas, 14 miembros de la escuadra argentina y 3 soldados chilenos visitaron la base Aguirre Cerda y presenciaron la evolución de un extraño objeto luminoso en el cielo. El comandante de la fuerza es el teniente de fragata Daniel Alberto Perris. Con el tiempo, se convertirá en un destacado científico de la UF, la Comisión de Investigación Militar (Comisión Permanente de Investigación de Fenómenos OVNI) y civiles miembros de la junta de Directores Federación Argentina de Investigaciones en Ciencias de la Tierra (FAECE).

Era una luz con apariencia solida, redonda o biconvexa, su perímetro se ve muy difuso, su parte central tiene un tinte rojizo y el color del borde es entre amarillo, verde, naranja, azul y blanco. Se pudo ver con binoculares y teodolito. No tiene sonido y se estima que vuela a una altitud de 15-20 kilómetros. Perisse estimó el tamaño aparente de los objetos con un diámetro de 75 a 90 metros, y uno de los civiles del grupo, el meteorólogo Jorge Hugo Stanich, clasificó la cantidad de objetos observados en cuatro, aunque no juntos, sino en diferentes lugares.

Dentro de los 62 minutos de las observaciones meteorológicas de rutina, el objeto se movió lentamente, se detuvo, parpadeó, osciló, desapareció y reapareció (puede estar relacionado con los efectos de una capa de nubes insuficiente). Los testigos señalaron que sus movimientos eran en forma de zigzag y, a medida que se alejaba, su tamaño disminuía. Stanich no pudo fotografiar el objeto porque no tenía una película adecuada para las condiciones de poca luz que se usan comúnmente en el invierno antártico. Además, la distancia y el viento fuerte también constituyen otras desventajas. El mismo día, la unidad chilena en el suroeste de Argentina también descubrió el movimiento del objeto. Lo mismo les sucedió a cinco británicos que consideraron un punto brillante de aspecto extraño desde su base antártica, que permanecería inmóvil durante 10 minutos.

El comunicado oficial de la Secretaria de la Marina

ovnis en argentina

El 6 de julio de 1965, la Secretaria de la Marina argentina informa a la prensa mediante un comunicado titulado “Avistaje de objetos voladores no identificados en la Antartida Argentina” lo siguiente:

Desde el Destacamento Naval Decepción, en la Antártida Argentina, fue observado el día 3 de julio, a las 19:40 horas, un objeto volador de forma lenticular, aspecto solido, coloración predominante roja y verde, por momentos con tonalidades amarillas, azules, verdes, blancas y anaranjadas. Fue registrado su desplazamiento en dirección general Este, por momentos cambiando al Oeste, a una altura de 45 grados sobre el horizonte y a distancia aproximada de 10 a 15 kilómetros. Destacase la ausencia de sonido, habiéndose observado en sus evoluciones variaciones de velocidad, así como también haber permanecido estacionario, por momentos, en el espacio.

El objeto fue identificado en condiciones meteorológicas, y para la región, se puede considerar como una excepción en esta época del año. Cielo despejado, algunas formaciones de cúmulos aislados, luna visible en el último cuarto. El reconocimiento del OVNI fue realizada por los observadores meteorológicos del destacamento y otros 10 miembros de la tripulación. El intervalo de observación fue de 15 a 20 minutos, pudiéndose tomar fotografías. Esta información fue transmitida mediante dos radiogramas a la Secretaria de Marina, en Buenos Aires.

No es el único caso de OVNI en la Antártida

ovnis en la antartida

La aparición en el Destacamento Naval de Decepción el 3 de julio de 1965 no fue el único incidente ocurrido en aquellas lejanas tierras de la Antártida. Durante los meses de junio, julio y agosto, hay muchas observaciones que involucran las bases navales antárticas en Argentina, Chile y el Reino Unido. Incluso el mismo día 3 de julio se confirmaron otros dos avistamientos desde una base argentina y una base chilena, el día anterior había otros testigos que eran británicos. El avistamiento más frecuente fue en julio, con 6 casos, 3 casos en junio y 1 caso en agosto.

Intentando comprender las diferentes interpretaciones de estos tres meses observando fenómenos celestes como satélites artificiales (globos) ECHO II (meteoros, estrellas, Marte) y fenómenos meteorológicos (nubes). Implica que puede haber algún tipo de psicosis colectiva, aunque muchos de los argumentos aún no son concluyentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios, recoger información estadística e incluir publicidad. Si continua navegando acepta su instalación y uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Más información