El primer caso de abducción en España

En el verano de 1947 se dio el insólito caso de la abducción de Próspera Muñoz en una casa de campo.. Este incidente, figura en la bibliografía especializada como “la primera abducción extraterrestre en España”.

El caso de Próspera Muñoz

Esta historia tiene lugar en el año 1947, mismo año del incidente Roswell, pero no fue hasta 1979 que Próspera recordó las experiencias inexplicables vividas con seres extraterrestres.

la primera abduccion extraterrestre
Imagen sacada del programa "Otros Mundos. Señales" del canal #0

Prospera no recuerda si fue una mañana calurosa de 1946 o de 1947, cuando estaba ella sola junto con su hermana mayor, Anita, es entonces cuando se acerca por primera vez a la casa del campo en Jumilla (Murcia). En aquella mañana se presentan dos seres, que más tarde volverían al mismo lugar. Tanto ella como su hermana estaban bebiendo un vaso de agua, cuando de repente se personan 2 seres pequeños, parecía que hubiera mucha confianza, de hecho incluso parecía que los seres ya conocían a Próspera. Y ella los conocía a ellos, entró en un estado de conciencia distinto, de repente Próspera sabía todo de ellos, a que habían venido y donde vinieron. Su hermana que estaba presente les dio un vaso de agua, rodearon el vaso con sus 4 dedos e hicieron como si bebían, pero no bebieron. Ellos no movían la boca, hablan telepáticamente. A amabas le dijeron que fueron elegidas aleatoriamente para realizar un experimento.

Ellos las invitaron a conocer tecnología avanzada, ella inocentes aceptaron, pero sólo dejaron ir a una, en este caso a Próspera. Los seres le explican todo a Próspera, según ella uno de los seres le dijo que los humanos estábamos en este planeta por voluntad propia. Pero en ese momento se van, le dicen a Próspera que regresaran pronto. Entonces se suben a la nave y emiten una fuerte luz. Ambas se quedaron en el suelo desmayadas y su tío que trabajaba cerca fue corriendo para ver que pasó. Su tío llegó a ver la nave, pero pensó que era una avioneta y que la luz había sido un choque con la casa.

Por la noche, en la ventana ve a uno de los seres y le dice que salga para enseñarle todo lo que le prometió. Nadie en la casa se despertaba. Estando ahí, vio un objeto extraño volando, le extrañó como se desplazaba, brillaba mucho y era como un disco y con una cúpula transparente. De repente aparecen varios seres, llevan unos cubos pequeños y unas palas, eran todos iguales: cabeza grande, baja estatura...

Recuerda que entre los seres destacaban 4 que eran más altos, tenían un aspecto metálico, eran robots. Ella vio como uno de ello robó un olivo, que más tarde denunciarían su robo a la Guardia Civil.

Próspera se sube a una nave extraterrestre

primera persona abducida en españa

Uno de los seres la cogió de la mano y la llevo a la falda de la montaña. Y ahí había otro platillo como el que vio por la mañana, pero más grande. El extraterrestre le señala a una estrella y le dice que de ahí vienen. Una vez en la nave, recuerda que arriba había muchos pasillos, abajo había salas con varios televisiones pequeñas. Llegó a una sala donde había una camilla, parecía un quirófano. Y de ahí salieron 6 o 7 seres más como ellos, pero vestidos como médicos. Había 2 o 3 chicas (era posible distinguir el sexo).

Ella estuvo en la camilla donde le hicieron un examen médico, en ese momento se dio cuenta que estos humanoides, no tenían pulgares y sostenían los objetos de maneras distintas a los humanos. Le llamo tanto la atención que el propio ser se quitó el guante para que ella pudiera verlo, era una mano delgada, con dedos muy finos, con la punta de los dedos amoratados. Próspera soltó la mano con asco, y los seres se reían, preguntó que si todos tenían 4 dedos y todos mostraron sus manos. Pero había una chica que tenía 5 dedos y es porque su madre era de la Tierra.

la niña que fue abducida por extraterestres

Finalmente, bajan de la nave y la dejan en la puerta. Uno de los robots le pidió que le mirase a los ojos, de ahí salieron dos rayos de luz y es donde se quedó "atontada", se despertó y volvió a su cama en su casa. A partir de ahí, su vida vuelve a la normalidad, el vecino por la mañana les preguntan a la familia de Próspera si vieron algo, porque le habían robado dos oliveras. No obstante la Guardia Civil no encontró nada extraño, ni huellas ni nada similar.

Hay que recordar que esto fue en 1947, pero ella lo olvidó todo, hasta que un día consiguió recordarlo todo (o casi todo) en 1979

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios, recoger información estadística e incluir publicidad. Si continua navegando acepta su instalación y uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Más información